Empresario Gustavo Salazar sufrió grave caída, sus familiares esperan “milagro”

03 Abr Empresario Gustavo Salazar sufrió grave caída, sus familiares esperan “milagro”

El quindiano tuvo el accidente el pasado domingo en una finca de Boyacá.

Gustavo Salazar Calderón esta delicado de salud, pero ha mostrado mejoría.

En la Unidad de Cuidados Intensivos, UCI, de la clínica Somer de Rionegro, Antioquia, se encuentra internado el reconocido empresario quindiano Gustavo Salazar Calderón, de 86 años de edad, luego de sufrir un accidente en una finca de Puerto Boyacá, Boyacá.

“No hay nada que hacer, la lesión es demasiado severa y mi papá no puede volver a caminar ni a hablar”, indicó Gilberto Salazar Giraldo, hijo de la víctima, después del desesperanzador dictamen que el neurocirujano de ese centro médico dio, luego de practicarle una tomografía en la cabeza.

La orden del especialista fue la de trasladar a Salazar Calderón hasta Armenia en un avión medicalizado, lo que se gestionaba desde este martes. Venía para la UCI de la clínica de La Sagrada Familia.

El accidente

Salazar Giraldo relató que su padre suele viajar una vez al mes a su finca en el Magdalena Medio. Estando allí, a las 10:20 de la mañana del domingo, trató de subirse a un caballo y no pudo, por lo que lo volvió a intentar, pero resbaló, cayó de espalda y se golpeó la cabeza, quedando inconsciente.

Las personas que lo acompañaban fueron quienes lo trasladaron a un hospital de Puerto Boyacá, cuyo recorrido tarda unos 40 minutos.

Allí le brindaron los primeros auxilios y lo estabilizaron. Los médicos consideraron que requería de unos procedimientos y aparatos más especializados, por lo que ordenaron remitirlo a la clínica Somer del mencionado municipio del oriente antioqueño.

El hijo del empresario reveló que el dictamen que le dio el neurocirujano inicialmente era que: “Tenía un golpe severo en la cabeza, el cerebro estaba inflamado y rodeado de sangre en puntos donde no debe haber, tenía un infarto cerebral y varios hematomas. Si lo intervenían podía morir en medio del procedimiento o, peor aún, quedar en estado vegetativo”. 

Aseguró que dependían de un milagro para restaurar la salud de su padre y este se ha venido dando sorpresiva y paulatinamente.

“Ha venido reaccionando, a pesar de que está inconsciente, ahora puede mover las piernas, le han dado medicinas para el dolor y para desinflamar y lo pasaron de urgencias a la UCI”, reveló el familiar, quien se desempeñó como periodista deportivo en distintos medios televisivos y radiales en la región.

Gustavo Salazar Calderón es caficultor y ganadero, fue dueño de los billares Pielroja en Armenia, donde ahora hay un parqueadero, y tiene cuatro hijos, tres hombres y una mujer, que hoy velan y oran por su estado de salud.

“Estamos pegados de Dios y los ángeles para que nos hagan  el milagro”, expresó, esperanzado, Gilberto Salazar Giraldo.

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.